Semana Santa y el plenilunio de Aries

Semana Santa y el plenilunio de Aries-Viaje Hacia Si MismoEl 4 de abril, a las 14.07 (hora peninsular), tendrá lugar la Luna llena (mientras el Sol transita en el signo de Aries) a 14.24 grados de Libra. Aries representa el nacimiento de la espiritualidad y el inicio del nuevo año cósmico. La Luna llena representa la exteriorización, la plasmación en la realidad, de algo que se inició en el pasado.

Cada año, este plenilunio cae en lo que llamamos la Semana Santa, que representa históricamente la resurrección de Cristo. Pero lo importante no está en lo que pasó hace dos mil años, sino en lo que sucede en nuestro interior cada año por estas fechas.

La tradición nos anima a que dejemos de comer carne durante esta semana. Ello es debido a que la carne guarda las emociones del animal y en este periodo debemos realizar un trabajo espiritual, una reconexión con nuestro ser interno y conseguir que algunas tendencias que permanecían aletargadas en nuestro interior, como muertas, resuciten, salgan al exterior, se manifiesten.

Será pues un buen periodo para levantarnos a la salida del Sol y meditar, dejando la mente en blanco y preguntando a nuestro ser interno qué nos tiene reservado para el futuro, cómo puedo reactivar mis poderes internos para utilizarlos en mi actividad diaria.

Os dejo a continuación un texto de Kabaleb, del libro “En Busca del Maestro Interior”, Interpretación esotérica de los Evangelios:

“Esa conmoción de la Tierra al penetrar en ella el espíritu de Cristo, se renueva todos los años en el plenilunio de Aries, y mientras para unos su tierra se oscurece y las Semana Santa y el plenilunio de Aries - Viaje Hacia Si Mismo -00tinieblas la cubren en las tres horas simbólicas en que rigen los signos de Agua -del mediodía a la puesta del Sol (de 13.30 a 19.30, aproximadamente)- para otros tienen lugar todos esos prodigios: lo santo sale de la tumba en el que el mismo individuo lo había encerrado, se le aparece claramente en su fuero interno, y su tierra tiembla y al estabilizarse de nuevo, ya no es la misma. Su estructura ha cambiado, sus componentes químicos han variado y su viejo mundo se ha hundido con estrépito para dejar paso al nuevo mundo.

Lo más triste que puede sucedernos en esta semana que la tradición ha llamado santa, es que nada de esto suceda en nosotros, que la cortina no se rasgue y que lo que era un misterio lo siga siendo; que sigamos adorando los mismos monumentos humanos, literarios, arquitectónicos y que lo santo siga durmiendo en su tumba mientras nuestros centuriones, los que ejecutan nuestra política, velan el cadáver de lo justo sin apercibirse de los prodigios que tienen lugar en la naturaleza y en los que nuestra naturaleza debería participar.

El plenilunio de Aries seguirá siendo, para muchos, el derramamiento inútil de una luz que no penetra en sus tinieblas, mientras que para otros será el momento de la caída estrepitosa de lo antiguo y la emergencia radiante de un mundo nuevo.”

¡Que la Semana Santa te traiga cambios!

Si este artículo te aporta algo, ya sabes, compártelo. Gracias.

Fuente: elarboldorado.com
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s