¿Mis palabras te parecen duras, amigo?

Mis palabras te parecen duras, amigo-Jeff Foster-Viaje Hacia Si Mismo

¿Mis palabras te parecen duras, amigo?
A veces las crudas verdades duelen.

Es bastante comprensible que nos sintamos incómodos cuando nuestros conceptos y creencias más preciadas son sacudidas. Pero, a veces, esa es exactamente la medicina que necesitamos.

Recuerdo que hace una década lancé “El Poder del Ahora” hasta el otro lado de la habitación, lleno de enojo y frustración. Mis conceptos más sagrados acerca de “mí mismo” estaban sintiendo amenazados. El ego se rebeló.

A veces, un médico se ve en la necesidad de quitar con una sierra un pie gangrenado para salvar una pierna. Parece muy cruel, pero la intención es amorosa. A veces, sanar duele como el mismo infierno.

Si algo de lo que digo te suena desagradable, asegúrate de revisar si algunas de tus sagradas creencias se sienten amenazadas.

Esto no es una excusa para ser cruel ni para ser poco amable de manera intencional, por supuesto. Pero a veces el amor tiene que ensuciarse las manos. A veces, el amor es un desafío. A veces, el amor es descaradamente honesto, hasta el riesgo de perderlo todo.

Quizás yo sea el único a quien le importas lo suficiente como para no hablarte con toda esa mierda espiritual y sin la necesidad de agradarte. No tengo ninguna imagen del ‘agradable tipo espiritual’ que defender. Sólo me importa tu libertad.

El amor no siempre es reconfortante. Pero siempre es real.

– Jeff Foster

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s